domingo, 21 de febrero de 2016

Crítica | EL BOSQUE DE LOS SUICIDIOS (The forest), (Jason Zada, 2016)


La intrahistoria que nos ofrece el bosque Aokigahara, a los pies del Monte Fuji en Japón, siempre origina especial interés en el público. Jason Zada ha pensando que sin calidad y con una película de terror sin creatividad podría salvarse de la quema, sólo con adentrarse en el folclórico bosque saliendo airoso... error. 

La estrafalaria premisa para adentrarse en Aokigahara es simple y trillada: Una chica estadounidense busca a su hermana gemela que se ha adentrado en el fatídico lugar y acaba viajando a tierras niponas para conocer que le ha llevado a realizar tan desesperada acción. Se pierde entre una agotadora trama entre las hermanas y su pasado dejando a un lado el misterio que les lleva hasta ese destino.

Natalie Dormer (Margaery Tyrell en Juego de tronos) aprovecha su tirón comercial para encabezar el reparto y prácticamente hacerlo un monólogo, gracias a unos secundarios horribles. Rodada en el mismísimo Aokigahara, bajo una batuta hastía y deambulando pausiblemente hacia el suicidio narrativo, el filme acaba en una combinación de historias que no despiertan ningún interés y aún menos originalidad.

Escenas interpuestas aleatoriamente simplemente para buscar el susto, sin ningún sentido argumental, con una ambientación conseguida aunque repetitiva en situaciones y decorados. El montaje es espantoso, haciendo que la sensación de perdida narrativa sea mayor, acompañado todo de una música meramente formal. Lo más pésimo es la sensación de estafa que nos deja esta cinta, pues algunas de las escenas más potentes vistas en el tráiler promocional no están incluidas en el montaje final... 




















El bosque de los suicidios de Jason Zada se deja en el propio Aokigahara el ritmo narrativo, la original y la calidad general que podía haber conseguido gracias una licencia tan apetitosa como la del conocido bosque japonés. La presencia de Dormer y la ambientación no consiguen salvar los muebles en esta insulsa cinta de terror.


Valoración: [3/10]  
★★★★★★






Paco Garrido

8 comentarios:

  1. No me llama mucho la atención: tengo la sensación de que últimamente las películas de terror aprovechan el tirón de algunos actores para intentar darte cuatro sustos, además de que carecen de calidad argumental.

    ¡Saludos! www.cinedeescritor.blogspot.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy de acuerdo en esa puntualización Alba, a veces el tirón comercial de una película de terror es tanto que sólo nos ofrecen al actor/actriz puntero/a de turno dejando de lado la calidad cinematográfica. Y eso en la última década a sucedido continuamente, cuando los grandes clásicos del cine de terror apenas tenían gente conocida, a raíz de ahí muchos actores empezaron su carrera o simplemente se quedaron en aquel recuerdo.

      Por cierto, muy interesante tu blog, me quedo en él y seguimos en contacto.

      ¡Un saludo!

      Eliminar
  2. Vaya, pues si encima lo mejor del tráiler ni está en la película... Me estaba picando el ir al cine a verla pero me parece que voy a pasar, que no está la cosa para tirar el dinero tontamente.

    Por cierto, me hice seguidora, le iré echando el ojo a otras críticas. ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy buenas, te aseguro que no es una película para ir al cine a verla, mejor guárdate la pasta e inviértela en otra mejor. Además de decepcionante en materia también en producción, lástima de esas escenas eliminadas, que tampoco creo que hubieran arreglado el desaguisado pero es de importancia capital no engañar al público.

      Gracias por haberte quedado en nuestro blog y esperamos seguir en contacto, ¡Un saludo!

      Eliminar
  3. Acabo de verla y te doy la razón, no merece la pena en absoluto. Con los mimbres que tenían es una pena que hayan hecho tal churro. Un detalle, la película no se rodó en Aokigahara sino en el bosque de Tara en Serbia, supongo que les saldría más barato.
    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas José Luis, estoy de acuerdo, no vale la pena en absoluto. Nos pierden en el bosque nipón bajo una premisa engañosa e insustanciosa. Leí en un medio que si se había rodada en la propia Aokigahara... Además decían que a veces se paraba el rodaje por la cantidad de turistas que visitaban el propio bosque. También creo recordar que era un medio no profesional (cine) así que podría estar equivocado.

      ¡Saludos!

      Eliminar
  4. Ayer por la noche vi la película y vaya decepción que me lleve, tengo que decir que en ocasiones me daba algunos sustillos pero al acabar la película dije: ¿Y donde esta esa escena? ¿Y la otra? ¡Pero si las vi en el tráiler!

    Recuerdo que en el tráiler había una escena donde Sara estaba abriendo la tienda de campaña y justo detrás suya aparece una niña, en la pelicula es al revés.
    Y también recuerdo una escena donde se ve como varias manos agarrando de los pies a Sara, esa escena tampoco la he visto o es que no me he dado cuenta.

    No sabia que la actriz sale en Juego de Tronos, de todas formas a mi no me gusta Juego de Tronos.

    Un saludo y gracias, muy buena tu critica.

    ResponderEliminar